Organiza tus tareas con el bullet journal

Crislehym López | 6 junio, 2019 | Compartir:

Agendas vacías a mitad de año, decenas de libretas de anotaciones sin orden, tareas sin realizar por no llevarlas registradas… !Se lo dejaste todo a tu mente! Si esta escena te suena familiar, entonces eres la perfecta candidata para incursionar en el mundo del bullet journal.

Este método de organización es básicamente un diario de planificación de actividades. Fue creado por Ryder Carroll, diseñador de productos digitales de Brooklyn, Nueva York, al intentar sin éxito organizar su tiempo con apps, agendas y calendarios. Por esto ideó su propio sistema usando una libreta  y un lápiz.

Un bullet journal es la herramienta perfecta para organizar tu vida.

Para qué sirve el bullet journal

El bullet journal te ayuda a ordenar los pendientes de forma diaria, semanal, mensual o anualmente para ser más productivo. Siempre y cuando lo uses y lo uses a diario.

No podemos confundir el bullet journal con una agenda, de esas que abundan cada inicio de año y que como ya dijimos terminan completamente vacías. Por el contrario se trata de un registro muy personalizado que vas realizando diariamente, al que puedes agregar tantos apartados, secciones y diseños como sean necesarios para organizar tus tareas.

Te permite sintetizar y reducir al máximo el registro de tus labores en categorías, con el objetivo de que te centres en realizarlas en el menor tiempo posible y de forma eficaz. Para ello, la idea es anotarlas tan específicamente como puedas, un día tras otro.

Cómo hacerlo

El bullet journal original está organizado en: portada, índice, claves y calendario anual, mensual, semanal y por día:

Portada: lleva el nombre que quieras darle a tu diario, el año y el diseño o decoración que gustes. Existen en el mercado libretas especialmente diseñadas para el bullet journal. Una de las marcas más usadas es la Libreta Leuchtturm 1917.

Índice: esta hoja estará al inicio y tendrá el número de página que corresponde a cada sección. Lo recomendable es que lo llenes al finalizar la elaboración de tu bullet journal.

 Claves y significadores: son los símbolos que identifican el significado de una tarea determinada.

Por ejemplo: para identificar los eventos (citas al médico o reuniones) usa un círculo (o). Para indicar que es una tarea, un cuadrado; si es una acción ya realizada una un check, sí es una cancelada coloca una X.

Para indicar que una actividad ha sido migrada a otro día usa los signos de mayor o menor (><). Si quieres señalar que se te ocurrió una idea puedes usar un ícono de admiración (!); y así tantos signos como quieras para especificar alguna acción o tarea.

Registro futuro o calendario anual: esta sección puedes diseñarla en más de una página, preferiblemente en páginas enfrentadas; colocando el calendario de los 12 meses del año y abajo o al lado indicarás las actividades más relevantes programadas con antelación y qué esperas cumplir.

Registro mensual: con este apartado organizarás las actividades por mes con un calendario y una lista de tareas. Usarás una hoja por mes preferiblemente, en la que detallarás las actividades a realizar ese mes concreto.

Te permitirá tener una vista más detallada de lo programado para el mes. El título de esta sección será el nombre del mes.

Registro semanal: las actividades pautadas para una semana específica. Con sus anotaciones de tareas por realizar.

Registro diario: señalarás aquí las actividades que harás en el día con horas y tareas específicas. Debes colocar lo que hiciste, lo que no, las que migraste, las ideas que se te ocurren, pendientes, eventos, etc.

A estas secciones básicas puedes agregar algunos extras que entiendas necesarios para organizar tus tareas y hacerlo más divertido, según tus gustos. Así puedes tener una sección de propósitos; otra de frases motivadoras; una hoja donde indiques las 100 cosas por hacer en el año o en el mes o los “indispensables”.

Cómo verás, lo interesante de este diario de planificación es que lo creas completamente a tu medida. Y aunque en el mercado se encuentran disponibles diversas libretas, puedes usar la que tengas disponible usando toda tu creatividad para hacerlo quizás con más o menos diseño, cómo te funcione y lo prefieras.

Qué necesitas para realizarlo

Desde que se viralizó este método de registro de tareas, son muchas las modalidades y formas de elaborarlo. Pero si eres principiante o no se te da demasiado eso de decorar y hacer dibujos los básicos para el bullet journal son:

  • Marcadores.
  • Lápices y borrador.
  • Rotuladores.
  • Libreta de buena calidad.

No te preocupes si no eres un diseñador o un artista del dibujo, piensa siempre en decoraciones simples, identificando que es lo que te gusta; no pienses en algo muy elaborado, sino en opciones sencillas y una temática general que puedas mantener en todas las secciones.

Lo más importante: no te agobies, disfruta invirtiendo tu tiempo haciéndolo ya que es tu diario de planificación.

comentarios