Linette Lantigua: emprendiendo en la era digital

Aracelis Guillén | 15 julio, 2019 | Compartir:

La pasión y la visión definen el trabajo de la abogada Linette Lantigua. Desde pequeña ha querido dejar su huella: hacer las cosas bien y luchar contra las injusticias. “Siempre he tenido como ese gen de querer dejar un impacto en el mundo”, nos cuenta.

Linette Lantigua, fundadora de Legálitas, el primer bufete de abogados online en República Dominicana.

Encontró una manera de hacerlo a través del derecho y luego con su emprendimiento Legálitas, la primera firma de abogados online en la República Dominicana, una iniciativa que aprovecha al máximo las herramientas y oportunidades de la tecnología.

En tan solo dos años, desde su fundación en 2017, la empresa ha logrado diversificarse en seis ramas operativas: Legálitas Mercantil, Legálitas Otros Servicios, LegaliTAX, All Visa para gestiones migratorias, Cobrática para cuentas por cobrar y Morada Real Estate para alquileres y compra de viviendas. Y no piensa parar.

Linette nos habla sobre su emprendimiento y las claves que la han llevado a tener un negocio exitoso.

 ¿Siempre imaginaste Legálitas como un emprendimiento digital?

Legálitas siempre fue pensado en digital, pero el mercado me dijo que el cliente todavía necesita ver al abogado para generar esa confianza y ese lazo en el servicio.

Todos mis cañones van perfilados a que sea 100% digital. Tenemos digitalizado el 80% del servicio, pero en muchos procesos todavía se necesita el factor humano.

¿Cómo fue la recepción de las personas cuando les comentaste la idea? ¿Qué te decían?

Que no iba a funcionar. Las personas al inicio estaban muy escépticas. Cuando yo dije que iba a fundar Legálitas y que iba a ser la primera oficina de abogados digital en República Dominicana solo recibí apoyo de mi familia.

Pero siempre me decía a mí misma que debía intentarlo. Cuando Uber no existía, la gente no lo necesitaba, ahora no pueden vivir sin el servicio (…) las personas no lo entienden hasta que lo prueban.

¿Y ahora? ¿Cómo ha sido el recibimiento del público?

Realmente ha sido acogido positivamente y estoy honrada de poder impactar. Como le digo a mi equipo, no se trata de una asamblea, de renovar un registro mercantil o renovar un visado, se trata de cambiar la vida de una persona (…).

Entonces es mucho más transcendental que hacer un simple trabajo legal.

¿Considera que el futuro de las empresas es digital?

Sí, para mi ese es el futuro, sin lugar a dudas. Siento que mi gremio todavía no está en este parámetro y es una pena.

También depende mucho del tipo de derecho: en el penal la parte física es obligatoria (por ejemplo). El mercado va ir evolucionando por partes. Creo que el futuro es ese.

 ¿Y las redes sociales? ¿qué papel juegan en todo este esquema?

Juegan un papel importante, pero al final del día no muchas personas siguen a los abogados en redes (…) Nos ha funcionado más generar otros canales de distribución.

Son un plus, nos apoyan, pero no es nuestro canal principal. Nos sirven para tener presencia y que la gente pueda conocer un poquito más de nuestro trabajo, porque imagínate el que no tiene redes, no existe.

En la página web las personas pueden comprar los servicios como una tienda virtual, ¿por qué decidieron hacerlo de esta manera?

Inicialmente el servicio se presentaba como si estuvieras comprando una blusa, el usuario lo solicitaba y un oficial trabajaba con el caso.

Decidimos cambiar un poco la estructura, eliminando algunas transacciones digitales y agregando el elemento humano que es necesario en este punto. Estamos en una etapa de crecimiento, somos una empresa joven. Entendemos totalmente que los cambios son inevitables.

¿Qué importancia le das a la experiencia del cliente?

Es algo súper importante.

De hecho, es lo más importante, una empresa sin clientes no es empresa.

No es solamente vender, es entender sus necesidades y que conozcan que somos sus aliados, que les daremos soluciones 360. Tenemos un gran propósito como negocio, esperamos que lo podamos cumplir.

Tienes muchos roles, ¿cómo manejas el tiempo entre empresaria, esposa y madre?

Es un tema de equilibrio, siempre hay que estar jugando con todas las partes. Mi esposo ha sido una pieza clave en todo.

Yo amo a mi hijo, lo amo. Pero también quiero dejar un mundo mejor y este es el momento de hacerlo. Se están abriendo todas las oportunidades y debo aprovecharlas. Tengo también todos los otros hijos de mis colaboradores y debo velar por ellos.

He tenido la suerte de contar con mi familia y colaboradores. Si yo no hubiera tenido la dicha y la suerte de rodearme de un núcleo de gente empoderada, que entiende, apoya y cree en las ideas innovadoras, probablemente estuviera haciendo algo en otra dimensión.

Esto no lo he logrado sola, es un trabajo en equipo.

¿Qué consejo darías a los futuros emprendedores?

Lo primero: ama tu trabajo. Procura que lo que sea que vayas a emprender sea algo que te impulse y te mantenga despierto, que sea algo que de verdad ames.

Segundo: aprende sobre el método Canva. Validar tu modelo de negocio y escuchar a tu primer cliente es lo más importante.

Tercero: pregúntale a ese primer cliente, ¿qué se pudo hacer mejor? Y no le respondas. Escucha, sé humilde y entiende la necesidad de ese cliente.

Cuarto: empieza formalizado. No te metas en la informalidad de no hacer un esquema fiscalmente eficiente. Te puede cerrar puertas con grandes empresas.

La oportunidad está ahí, en bandeja de plata. Es cogerla, adueñarte de ella y trabajarla. Antes del sí, vas a escuchar 50 no.

¿ Quieres conocer otros consejos para emprender? Lee:

Siete tips para emprender con éxito

¿Y si un emprendedor quiere iniciar un negocio digital?

En República Dominicana tenemos diferentes esquemas digitales. De hecho, tenemos una ley, la de Comercio Electrónico, que da muchas pautas y ayuda a aprovechar las herramientas.

También tenemos diversas herramientas legales, aunque no todas sean pensadas en lo digital, ayudan mucho porque tienen la base jurídica muy rica. Las leyes en el país son muy buenas.

Pero, todavía hay mucha oportunidad de mejora. Por ejemplo, los derechos del consumidor en los servicios digitales o el tema de la manipulación de la data.

Desde el punto de vista de la formalización, hay varios esquemas. El Gobierno tiene la iniciativa de Formalízate, que te permite hacer estos procesos digitalmente.

comentarios