El test, la obra que puso al público a prueba

Viena Divaluna | 5 octubre, 2018 | Compartir:

¿Qué prefieres 100 mil dólares ahora o un millón de dólares en diez años?, con esta pregunta iniciaba la obra “El Test”, la apuesta en escena que se presentó en julio y luego a principios de este septiembre, en la sala Máximo Avilés Blonda del Palacio de Bellas Artes.

Y pese a que el elenco, que estaba conformado por Nashla Bogaert, José Guillermo Cortines, Karina Larrauri y Pepe Sierra ya se sabía la respuesta; seguramente a más de uno dentro de la sala se le hizo bien difícil tomar una decisión. Sobre todo, cuando la cuestión encerraba algunos elementos que tocaban el aspecto moral e incluso planteaba si el dinero estaba por encima del valor de las personas.

Pepe Sierra, se destacó con su personaje muy icónico en sociedades como las nuestras.

Pepe Sierra, se destacó con su personaje muy icónico en sociedades como las nuestras.

Pero, ¿cómo empieza? El mejor amigo de una pareja les plantea el test de personalidad que ha elaborado su actual compañera, una exitosa y mediática psicóloga que a la misma vez tiene un comportamiento impulsivo. La pregunta es la siguiente: ¿qué prefieren, cien mil dólares ahora mismo o un millón de aquí a diez años? La decisión que deben tomar parece muy sencilla, pero a raíz de esta pregunta fueron surgiendo profundos secretos que empujaron a la pareja a tomar una decisión que finalmente les cambió la vida, a dos de ellos de forma negativa.

Así, cargada de mucho humor reflexivo… de ese que te ríes, pero luego piensas “eso es verdad” o “esta gente me está describiendo a mí”; se presentó esta trama en la que sin lugar a duda se vio a una Karina Larrauri evolucionar a nivel actoral y que dejó el personaje de Pepe Sierra siendo el más amado, pero a la vez el más odiado: un hombre de decisiones impulsivas, directo y explosivo como una bala, machista y cuyas decisiones no solo lo afectaban a él; sino que se convirtieron en una cruz que cargaba su esposa. Familiar, ¿no?

Karina Larrauri se destacó con su personaje de"Berta", una psicóloga compulsiva.

Karina Larrauri se destacó con su personaje de”Berta”, una psicóloga compulsiva.

La obra empezó y terminó con buen ritmo, donde cada planteamiento se tomó su tiempo adecuado para el desarrollo y en donde, pese a que la trama tenía muchas historias paralelas y drama, se pudo leer el mensaje de que las mejores recompensas no necesariamente recaen en aquellos que desean las cosas con inmediatez.
El montaje, de actuaciones que se vieron muy naturales, abordó muchos dilemas humanos que, pese a que solo eran cuatro personajes en las tablas, pudo revelar la psicología y comportamiento de muchos perfiles de personas que seguramente se sintieron identificados con algunos puntos de vistas.

La obra mantuvo un buen ritmo de principio a fin.

La obra mantuvo un buen ritmo de principio a fin.

Con una escenografía a cargo de Fidel López y la dirección de la veterana María Castillo, el test abordó el pasado de unos amigos, que la riqueza del presente y los sueños del futuro trajo mucho de ese pasado de vuelta. De igual manera, presentó lo común que se da en reencuentros de amistades de antaño donde algunos han logrado acumular riquezas, otros títulos y otros simplemente ha tenido que vivir con lo que eran sus peores temores a cuesta.

La sala no se llenó en cantidad de público, pero por las risas provocadas se notó que “los que faltan no siempre hacen falta”…

Síguenos en las redes @Revestidamag.

comentarios