Cálculos imprescindibles para irte de vacaciones

economicsdata | 27 Junio, 2017 | Compartir:

Suelen decir que viajar es una de las mejores retribuciones con la cual se puede “premiar” el ser humano, pues se abre a un mundo de posibilidades que marcarán huellas durante toda su vida, imprimiéndole recuerdos, experiencias y enseñanzas que son eternas.

Antes de imaginarnos paseando por las calles de New York, tomando un café en un restaurante de París, o viendo uno de los espectaculares shows de Disney World, debemos planificar la selección del lugar a visitar y comenzar a armar el presupuesto en base al monto máximo que podemos gastar.

Los presupuestos de viaje son muy variados, pues dependen de múltiples factores: tus ingresos, los costos de pasaporte y visa, el destino de viaje, el tiempo de estadía, de si cubrirás únicamente tus gastos o asumirás los gastos de tus dependientes, de tus gustos, del transporte a utilizar, hospedaje, alimentación, visitas turísticas, entre otros. Por tanto, es importante desglosar cada gasto a realizar, incluyendo la previsión de un monto en efectivo por cualquier tipo de imprevisto que pudiera surgir, evitando que las vacaciones tan deseadas se conviertan en una futura deuda que supere nuestra capacidad de pago.

Por fortuna, vivimos en pleno siglo XXI, inmersos en la tecnología y envueltos en el auge de la economía colaborativa, la cual estimula a compartir bienes y servicios mediante aplicaciones digitales. Con este nuevo modelo de negocio podemos aprovechar los servicios y facilidades a un menor costo y de manera más sencilla y rápida.  

A continuación, algunos consejos que te permitirán armar un presupuesto acorde a tus necesidades y vivir unas vacaciones de ensueño evitando sabores amargos al regresar de la mano de las expertas en economía, Kimberly García y Laura Camacho, de @economicsdata.

  • Indaga sobre los costos de la documentación necesaria para viajar

Teniendo en cuenta que este requisito varía de acuerdo al destino de viaje, conocer los costos de documentación nos aclara el panorama de disponibilidad para gastar.

  • Planifica tus vacaciones con tiempo

El costo de los boletos aéreos suele ser significativamente menor cuando se reserva con meses de antelación, considerando las temporadas bajas del país destino, ya que podrías acceder a precios incluso menores a los previstos. Sitios web como Expedia.com o Kayak.com permiten conocer las opciones más asequibles comparando los precios de las distintas aerolíneas.

  • Hospedaje

Antes de optar por los alojamientos populares, hoteles todo incluido o en el centro de la ciudad, considera lo que te ofrece la economía colaborativa, y evalúa las opciones de aplicaciones como Airbnb, con la cual puedes encontrar alojamiento adaptado a tus necesidades, gustos y presupuesto. Desde una habitación compartida en el centro de la ciudad hasta un apartamento privado para toda la familia con múltiples habitaciones. Lo mejor es que puedes adecuar tu búsqueda a un rango de precios predefinido.

  • Alimentación

Si quieres un presupuesto módico, no es opción adquirir las comidas del día solo en restaurantes. Existen alternativas a tu disposición, como comprar meriendas e ingredientes del desayuno en el supermercado. Evita acudir siempre a restaurantes cerca de la zona turística, y ten pendiente que los platos del día también son una opción más económica.

  • Transporte

Este factor dependerá del destino de viaje, dado que hay lugares en los que conviene rentar un vehículo por falta de transporte público o por la distancia de las zonas a los que asistiremos; hay otros que sí ofrecen un buen sistema de transportación público, en los que haciendo uso de estos y unos zapatos cómodos podremos andar toda la ciudad. Existen otras opciones como Uber (volvemos con la economía colaborativa), el cual, en otras ocasiones, podría ser nuestra mejor alternativa por su facilidad de pago, rapidez, seguridad y, a la vez, permite ahorrar costos de parqueo y de combustible.

  • Entretenimiento

Este es uno de los puntos primordiales de las vacaciones, en el sentido de que es, en general, el clímax de las vacaciones. Optar por ir a un concierto, a un buen restaurante, a una obra o recibir un servicio personalizado o premium en ciertos  lugares turísticos, va sin duda alguna a tener impacto en el monto presupuestado. Además, una parte muy importante del viaje es el networking que haces con los residentes, y aquí, debes aprovechar y conectar con ellos para recibir  recomendaciones de lugares locales, los cuales no suelen ser tan costosos como los turísticos. Asimismo, se pueden aprovechar los centros de información turísticos que orientan con las mejores opciones de entretenimiento y los autobuses turísticos que te permitirán recorrer los principales destinos sin necesidad de utilizar otro tipo de transporte.

  • Extra

Es necesario guardar un monto extra de dinero destinado a emergencias, imprevistos, souvenirs, propinas, y cualquier evento que pueda surgir.

 

Finalmente, las vacaciones son la parte de la vida en la que recargamos energía y disfrutamos de los frutos del trabajo.  Conocer y explorar nuevas culturas parecen ser una necesidad del ser humano, que en ocasiones, nos motivan a trabajar con más ganas y a ser más productivos a fin de vivir unas vacaciones magníficas. Este espacio de dejar la cotidianidad y lanzarnos al disfrute y al esparcimiento renueva nuestro ser y productividad. Es un anhelo que puede hacerse realidad más fácil de lo que pensamos. Con un buen plan y las recomendaciones necesarias para armar un presupuesto razonable conforme a nuestras posibilidades, llegar a Roma estaría a la vuelta de la esquina.

 

Síguenos en @Revestidamag

comentarios